La torre de Jesucristo empieza a crecer

Hoy hemos dado el pistoletazo de salida a un hito muy importante en la historia del templo: la construcción de la torre de Jesucristo. Los primeros paneles del cimborrio central, el más alto de la Basílica, han comenzado a colocarse esta mañana con la ayuda de una grúa móvil que los está alzando hasta una plataforma intermedia, situada a 30 metros de altura, desde donde se elevan hasta la base de la torre, a 85 metros.

El elevado peso de estos primeros paneles ―llegan a las 31 toneladas cada uno; un elefante pesa siete― y su extraordinario tamaño ―miden 5,88 metros de alto por 5,12 metros de ancho, casi el doble de grandes que los del resto de cimborrios― ha llevado a que estos paneles se dividan en dos partes. La parte inferior se colocará durante esta semana; la superior, que completará los paneles, se instalará en su ubicación durante la próxima, ya sin la ayuda de la grúa móvil. Una vez finalizada esta tarea, la torre de Jesucristo tendrá una altura de 90,81 metros, de los 172,5 que alcanzará.

 

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *